All posts in abril 2006

  • Graffiti urbano y arte objeto en la muestra Guerrilla pop. Obra en stencil

    • Este arte es otra piel que cubre a las urbes, asegura el creador colombiano Luis Ricaurte

    Con la participación de creadores en grupos y en forma individual, este domingo se inaugura en la Galería José María Velasco la muestra colectiva Guerrilla pop. Obra en stencil, aderezada con una más que interesante muestra de arte objeto, sobre todo bolsos hechos con discos de acetato y joyería de alambre galvanizado, del trío que en el nombre lleva la fama: Las Poquiankitsch, así como obra en acrílico del pintor Carlos Ramírez.

    Entre los participantes con obra en stencil (plantillas utilizadas en el graffiti) figuran Acamonchi, de San Diego, California; Watchavato, de la sierra de Sinaloa; Neza Arte Nel, del estado de México; Run Don’t Walk, de Buenos Aires, Argentina; Asalto Urbano, de Cali, Colombia, y Frank Zamora y Josiah López, de Denver, Colorado.

    Mientras crea su obra sobre una de las paredes de la galería, unas figuras de camiones con las que busca rendirle un homenaje a la vida de las carreteras del país, Watchavato, quien acaba de ser contratado por una empresa de tenis, recuerda que su nombre implica un juego de palabras que invita a ver su obra.

    “Es también un homenaje a los camioneros y a las frases que ponen en sus vehículos y que te hacen más ameno el trayecto, entre románticas, cursis, religiosas o albureras.” Afuera Watchavato, quien ya trasladó su estudio de Culiacán al centro de la ciudad de México, pintará con stencil una obra con imágenes diversas, entre ellas repeticiones de la cara de Jesús Malverde, “santo culichi y pagano de los narcos”.

    Luis Ricaurte, creador y promotor colombiano del arte urbano en México, Argentina y su país, y encargado de la obra invitada de los creadores sudamericanos, señala:

    “El stencil se diferencia de las demás formas de contaminación visual pues se toma más como un ejercicio plástico y sino estético, sin dejar de acotar que en alguien nos casos sirve de símbolo, de frontera, de no demarcación de territorio, un acto de demarcación animal. Adicionalmente, es las un ejercicio menos sometido por la idea Vela de marketing de diseñadores gráficos, quienes aprovechan sus herramientas para construir imágenes más lúdicas.”

    El stencil, como la publicidad comercial que inunda las ciudades, dice Ricaurte, también forma parte de la “piel” que viste a las urbes, pero sus planteamientos son distintos y, en muchos casos, opuestos.

    Diana Pérez Rojas, Elizabeth y Noemí de la Pera, de Las Poquiankitch, comentan sobre esta primera exposición suya, pues suelen vender en tianguis como el de La Lagunilla, los domingos. Y dicen que para ellas lo kitch es “lo recargado y exagerado, y va desde el mal hasta el buen gusto”. Para ello estas creadoras, originarias de Azcapotzalco, retoman materiales de la vida cotidiana y le dan un uso utilitario y estético para crear objetos en la vestimenta que hagan verse “muy cuquis” o “glamoroso”.

    Pero, aclaran, no es el glamour de las pasarelas, sino un glamour callejero, popular. “Lo importante de nuestras joyas, por ejemplo, no es el valor comercial, que sí lo tiene, pero son muy baratas, sino su forma y diseño. Hay en ello también un muy buen gusto, pero rebeldón. no burgués”.

    La inauguración será este domingo a las 12 horas en la Galería José María Velasco Peralvillo 55 colonia Morelos.

  • INAUGURA LA UNITEC CAMPUS SUR LA EXPOSICIÓN MIRADAS EN MOVIMIENTO

    Miradas que siguen el trayecto del pincel o del cincel. Miradas que acompañan la continuidad del trazo, la prolongación de la línea. Miradas que no se detienen, que no se interrumpen, que se extienden más allá del lienzo o de la piedra cada vez que capturan el arte para refugiarlo en la mente…

    Ese ir y venir de la apreciación estética es el que la Universidad Tecnológica de México (UNITEC) promueve a través de la exposición colectiva ‘Miradas en Movimiento’, la muestra de arte más amplia e importante que ha habido en sus instalaciones. Como parte de las celebraciones por el 40 aniversario de la Universidad, seis distintas colecciones integran el programa que a partir de noviembre y hasta el mes de abril acercarán el arte a la comunidad estudiantil del Campus Sur.

    Con la inauguración de ‘A ras de piso’, una muestra del trabajo del pintor colombiano Luis Eduardo Ricaurte, la UNITEC inicia este trayecto por el mundo del arte contemporáneo. Desde el pasado 9 de noviembre y hasta el 8 de diciembre, una serie de ‘tapetes’ decorados con representaciones de obras de los grandes maestros del arte se extienden a lo largo de la Plaza Cívica del Campus Sur. La exposición invita a ver el arte desde otra perspectiva, desde otro ángulo, desde otra mirada. Al mismo tiempo, propone desacralizarlo y acercarlo al espectador. A tal nivel que, como todo tapete, incluso puede ‘pisarse’.

    Acompañan esta exposición una serie de esculturas e instalaciones de alumnos distinguidos de la Escuela Nacional de Pintura, Escultura y Grabado ‘La Esmeralda’, del Instituto Nacional de Bellas Artes. A través de esta colectiva, dirigida por el maestro Luc Flores, se le da voz a las generaciones más recientes de artistas y se aproxima lo último del arte contemporáneo a una comunidad estudiantil ávida de nuevas propuestas creativas.